cosas que haciamos en internet

8 cosas que hacías en internet y ya no harás más

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Si se te cortaba la conexión de internet cada vez que tu mamá llamaba por teléfono, o eres de los que juntaban su propina para ir a ‘cabinas’, entonces recordarás muchos de estos sitios web que te acompañaron en tu despertar digital. Con más de 20 años en el Perú, el internet ha cambiado mucho desde que llegó al país. Muchos de los sitios web y programas que nos parecían geniales y súper modernos, han desaparecido y hoy los vemos como viejos dinosaurios y nos preguntamos, “¿cómo pude navegar en eso?” o “¿cómo podía gustarme el diseño de esa página?”

Si el tiempo en la vida real es implacable, en el ecosistema digital lo es aún más. La web está en constante cambio y la innovación de los programadores no para. Nuestro uso de internet se ha transformado y las cosas que hacíamos antes son solo recuerdos.

Pero, porque recordar es volver a vivir, te traemos 8 cosas que hacías en internet antes y que no harás más.

1.- Mandar zumbidos al messenger

¿Recuerdas cuando quedabas, con el chico o la chica que te gustaba, en conectarte al messenger (MSN) a cierta hora? Antes de los smartphones, el whatsapp y hasta los mensajes de texto, el MSN era el medio de comunicación por excelencia. El servicio de mensajería de Microsoft apareció en 1999 y tuvo mucho éxito hasta finales de la primera década del 2000. En el 2012 la corporación de Bill Gates anunció la retirada del MSN en todo el mundo y al año siguiente, este servicio pasó a ser parte de Skype. Pero aún quedan los recuerdos de las indirectas que mandabas a través de tu nickname, o esos desesperantes zumbidos que enviabas a los que no te respondían al segundo. Ah, y cómo olvidar el ‘guiño’ del cerdo que bailaba en tu pantalla.

zumbido msn

2.- Entrar al LatinChat

Cuando comenzó el auge de internet, los chats se volvieron un furor, y el más usado de todos en esta parte del mundo fue el LatinChat. Hubo un tiempo en que casi todo el mundo ingresaba a esta plataforma y elegía una sala para conversar con una persona totalmente extraña que, “por supuesto”, era súper guapo y esbelto o era una chica hermosa y sexy. Ahí nació una nueva categoría en el amor: las “ciberparejas”.
En la actualidad, las salas de chat ya casi están extintas, pero el interés por conocer personas digitalmente no ha cambiado. Los que ayer usaron LatinChat, hoy usan Tinder.

latinchat

3.- Buscar en AltaVista: el abuelo de Google

AltaVista vio la luz a inicios de 1995 y rápidamente se convirtió en el buscador por excelencia. Este motor de búsqueda lideró el rubro durante todos la segunda mitad de los noventa, incluso con la aparición de Google en 1998, quien luego lo desplazaría y condenaría a la desaparición. AltaVista llegó a indexar hasta 20 millones de sitios en sus resultados, muy por encima de sus competidores que solo lograban indexar un par de millones.  La simpleza de su interfaz y su tecnología avanzada para la época hicieron que solo en sus 2 primeros años alcance las 80 millones de visitas y reciba ingresos por más de 50 millones de dólares. Hasta que Google apareció y ya conocemos la historia.

altavista

4.- Escribir testimonios, con imágenes en flash, en el Hi5

El Hi5 fue la primera red social que tuvo un gran éxito mundial. En ella subías tus fotos -seguramente en MPG4, tomadas por tu cámara VGA del celular- , escribías “testis” que adornabas con gifs de colores llamativos – por llamarlos de alguna forma – y tu nombre eStAba EsCriTo aSí, y revisabas todos los días quién visitó tu perfil.
Fue lanzado el 21 de junio del 2003 y tuvo mucho éxito en Latinoamérica y España hasta finales de la primera década de los 2000, cuando sus usuarios comenzaron a migrar, masivamente, al Facebook. A inicios del 2010, cuando Hi5 perdía su liderazgo en internet, cambiaron su enfoque y se convirtieron en una plataforma de juegos abierta a los desarrolladores. Actualmente sobrevive sin el brillo que tuvo antes – y no lo decimos por las animaciones en flash-, con más de 200 millones de usuarios registrados pero solo 10 millones de ellos en actividad. Bye5.

hi5

5.- Descubrir bandas en MySpace

Otra red social que tuvo mucho éxito en la primera década del 2000 fue MySpace. Su función era muy parecida a la de Facebook, pero presentaba un perfil distinto para las bandas de música y los cantantes. Su capacidad para subir canciones, la interacción con el público y el formato simple del sitio, atrajo a la gran mayoría de bandas e intérpretes nuevos, y a sus fans que por primera vez podían acceder de forma rápida y sencilla a sus grupos favoritos. Navegando por esta plataforma pudiste descubrir muchas agrupaciones de rock. MySpace sobrevive en cuidados intensivo. En el 2011 fue vendido por tan solo 35 millones, una cifra insignificante a comparación del monto que pagó su dueño anterior, 500 millones de dólares. Actualmente se mantiene como un espacio para fanáticos de la música, pero con sitios web como Spotify o Soundcloud, su futuro parece ser la extinción. Aunque hay algunos que aún lo prefieren…

myspace

6.- Descargar videos y música por Torrents durante horas

Hubo un tiempo en el que Netflix y Spotify no existían y nuestra única forma de ver películas o escuchar música en internet era por medio de interminables descargas de torrents o programas como Ares o Limewire. Era toda una pericia encontrar tu serie o álbum de música favorito en algún blog, llegando, incluso, hasta páginas rusas para encontrar lo que buscabas. La primera estocada a las descargas la dio el FBI cuando en el 2012 cerró Megaupload, el sitio web de descarga de archivos más importante de su época. Luego, la tecnología streaming terminó de echar al olvido a los torrents y los discos duros repletos de películas, series y canciones. Adiós esperar horas o resetear el IP para hacer descargas continuas. Hasta nunca.

descargar

7.- Mandar cadenas por Hotmail

Sí, no te hagas el loco, tú también lo hiciste. “Si no compartes este correo, el chullachaqui te llevará”, o aquellos emails con diapositivas de paisajes e historias motivacionales que nos mandaban nuestras madres cuando aprendieron a usar el computador. El servicio de correos electrónicos por excelencia no era el Gmail, sino era el Hotmail. Antes de los Smartphones, teníamos un horario para revisar todos los mails que nos llegaban –muchos eran spam- y escribir todos los que debíamos. Hoy podemos revisar nuestra bandeja en cualquier momento y responder en el bus o donde queramos, algo impensable a mediados de los dosmiles. ¿Qué pasó con Hotmail? Lo que le sucedió a casi toda la competencia de los servicios de Google, sus usuarios migraron hacia el Gmail, en este caso, y cambió de nombre a Outlook.com

hotmail

8.- Juntar los sellos de la cabina de internet para tener una hora gratis.

Si tú fuiste de los que pasaba más tiempo en ‘cabinas’ que en su casa, recordarás las tarjetas que muchos de estos establecimientos regalaban y sellaban por cada hora que consumías y que al llenarla podías canjearla por una hora más totalmente gratis. Podías olvidarte cualquier cosa, pero no tu ‘card’ del internet. Es que en la primera mitad de los 2000, tener internet en casa era un privilegio que muy pocos tenían, y las cabinas costaban entre 4 y 5 soles la hora, así que una hora gratis era lo mejor que te podía pasar.

tarjeta de internet

Y tú, ¿qué otras cosas recuerdas del viejo internet? Coméntanos qué sitios web visitabas.

adios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *